En el interior del motor, en la cámara de combustión, es donde se quema el combustible y se genera la potencia necesaria para poder desplazarnos. Eso sí, también es el sitio dónde se generan los residuos sólidos, resultantes de la combustión.

Estos residuos (carbonilla) afectan e interfieren a la eficacia del motor y del coche en general. Pero no solo eso, ya que también afecta a los sistemas externos a la cámara de combustión, como la admisión y el escape, y donde se puede acumular hasta 1.5cm de grosor de la carbonilla.

La descarbonización se encarga de la limpieza de la cámara de combustión y de todas las piezas que intervienen en el proceso de combustión y evacuación.

¿Cuáles son los motivos que provocan una pérdida de prestaciones del motor?

Los dos factores principales responsables de la pérdida de prestaciones en el motor de nuestro vehículo son el propio desgaste de materiales por su uso y la acumulación de residuos (carbonilla) por culpa de una combustión incompleta.

Concretamente en la acumulación de residuos en dónde podemos poner remedio con la descarbonización y alargar la vida útil tanto de nuestro motor como de nuestro vehículo.

¿Qué es la carbonilla y por qué se tiene que descarbonizar el vehículo?

La carbonilla es el “colesterol” de los motores. De cada litro de combustible que utiliza nuestro vehículo tan solo una parte se aprovecha para hacer funcionar el motor y, el resto, se “desperdicia” generando calor, residuos sólidos (carbonilla) y gaseosos como el CO y el Nox que son bastante contaminantes.

La carbonilla se acumula en el motor y en las piezas que intervienen en el proceso de combustión y evacuación, creando obstrucciones y fallos que en ocasiones son bastante complicados de detectar. Por eso es recomendable hacer un mantenimiento periódico de descarbonización interna del motor.

Descarbonización con Oxihidrógeno

Los motores de combustión, sea cual sea el combustible usado, carbonizan poco a poco las partes internas, cámara, bujías, calentadores, inyectores, colectores, turbo, AGR… y el mantenimiento recomendado de los fabricantes no es suficiente para evitar este tipo de avería.

El alto poder calorífico del gas oxihidrógeno (HHO), inyectado en el motor, hace que la temperatura de la combustión suba rápidamente y origine una pirolisis controlada capaz de eliminar toda la carbonilla acumulada en el motor en menos de una hora.

La descarbonización es conveniente hacerla a todo tipo de vehículos, ya sean turismos, furgonetas, camiones o motocicletas. Además, también se puede aplicar en cualquier tipo de motor independientemente del tipo de combustible que utilice.

Proceso de transformación de agua a oxihidrógeno